La Página de la Vida / www.proyectopv.org Página Principal

   Recibe tu Boletín            Vídeos             Libros, presentaciones, posts...

 
   
 
 
 
 
Búsqueda personalizada
 
 

 

 

COMPENSACIÓN DE «PAPELES» ENTRE LOS PADRES

Se da el caso del «padre light», muy liberal y consentidor, y la madre «sargento»; cuando el padre es compañero y amigo de los hijos, la madre intenta transmitir disciplina, rigor, equilibrio. Este serio desequilibrio conlleva la descalificación de la madre, que es vista como «anticuada», «rígida» o «histérica».

Los padres han de formar un equipo, si uno de ellos se alía con hijos y desautoriza al otro progenitor, surgirán severos conflictos.

Es necesaria la labor de compensación de roles entre la figura del padre y de la madre. Afecto y límites, lo que no quiere decir adscripción específica de cada «papel».

Los padres deben ser coherentes y mostrarse como tales ante los hijos. A veces puede apreciarse preferencia por alguno de ellos. Deberá hablarse con naturalidad entre los padres. Habrán de erradicarse celotipias que en nada mejoran la situación. Se objetivarán los roles que desempeñan los distintos miembros familiares. El adulto «preferido» buscará ceder protagonismo, compartir actividades facilitadoras de relación.

En ocasiones se crean patológicas simbiosis y se establecen lazos entre algún hijo y algún padre que dejan «fuera de juego» al otro progenitor. Estas desviaciones han de ser atajadas de inmediato en el seno familiar y, cuando el contexto o la distancia no lo permitan, se acudirá a un especialista que desde su óptima neutralidad buscará restablecer la salud relacional.

A veces un progenitor y un hijo mantienen una comunicación marcadamente preferente, mientras que el otro progenitor y otro hijo hacen lo mismo, generando un desmembramiento.

Los hijos no han de ser utilizados nunca para ocupar los vacíos relaciónales o las carencias de los adultos.

 

 

 

 

 

 

Menú de este tema

Home