La Página de la Vida / www.proyectopv.org Página Principal

   Recibe tu Boletín            Vídeos             Libros, presentaciones, posts...

 
   
 
 
 
 
Búsqueda personalizada
 
 

 
 

CONSECUENCIAS PSICOLÓGICAS DEL ABORTO

El aborto conlleva siempre unas repercusiones psicológicas de cierta gravedad para la mujer. En primer lugar se produce un sentimiento de frustración como consecuencia de la pérdida del hijo esperado en que se habían depositado, tal vez, una serie de expectativas previas. Al igual que en otras situaciones de pérdida del ser querido, se favorece la aparición de una depresión. En estos casos se añade, además, un cierto temor a no poder tener más hijos, lo que no siempre está justificado. La presunción de esterilidad puede tener repercusiones en el terreno afectivo sí se piensa que se trata de un motivo de minusvalía o rechazo a los ojos del marido, etc.

Las consecuencias del aborto espontáneo se pueden enmarcar dentro de los cuadros de tipo depresivo y de los trastornos afectivos. Pueden plantearse las consecuencias comunes a los traumas psicológicos, con una especial proyección en el terreno de la pareja y la maternidad. Si se descubre a partir de este momento una incapacidad para tener hijos, es necesaria una cierta capacidad de adaptación de ambos miembros de la pareja, lo que no siempre es fácil. A veces se instaura en la madre frustrada un deseo de tener otro hijo rápidamente, como si se tratase de una necesidad de suplir al anterior; mientras que en otros casos se genera un temor importante a tener un nuevo aborto, y a padecer las mismas repercusiones psicológicas, o bien a exponerse al riesgo para la vida de la madre que implican determinados casos, cada día más excepcionales debido al progreso de la ginecología.

En los casos en los que el aborto ha sido provocado deliberadamente por la madre se añade al cuadro anterior un sentimiento de culpa que hace acto de presencia poco después de forma más o menos consciente, que se agrava por las circunstancias en las que se realizó la práctica abortiva y por el posible abandono posterior de la pareja.

 

 

 

Menú de este tema

Home